007: 1965 Operación Trueno

Fue Ernst Cuneo quien dió en 1958 a Ian Fleming la idea de construir una trama en la que alguien robase dos bombas atómicas de la base de la OTAN en Inglaterra y el productor Ivar Bryce animó a Fleming a escribir un guión que él produciría para llevarlo al cine, presentándole al guionista americano Jack Whittingham y el productor irlandés Kevin McClory que comenzaron a escribir una historia titulada “Longitud 78º Oeste”, que tras varios meses de trabajo el productor comunicó que no podía financiar la película y abandonaron el proyecto.

Tres años más tarde, Ian Fleming publicó una aventura del agente 007 titulada “Thunderball” que tras leerla Kevin McClory descubrió que había utilizado ideas que él había aportado al proyecto cancelado y puso el asunto en manos de sus abogados que consiguieron que la novela pudiera seguir publicándose, siempre que indicase que estaba basada en un argumento cinematográfico de Kevin McClory, Jack Whittingham e Ian Fleming, además de que los derechos para el cine serían para Kevin McClory que tras darse cuenta de que no podía contar con Sean Connery por estar ligado a los productores Saltzman y Broccoli, llegó a un acuerdo con ellos, para co-producir conjuntamente la película, aunque el pleito resurgiría años más tarde como veremos al hablar de “Nunca digas nunca jamás” (Never say naver again, 1983).

007 bondball2Terence Young volvió a hacerse cargo de la dirección, esta vez contando con un presupuesto de 9 millones de dólares, mucho más holgado que el millón de “Dr. No” o los dos millones de “Desde Rusia con amor”. Otro que también regresó al equipo y para quedarse fue Maurice Binder, que tras tener filmados los títulos de crédito, al decidirse que la película se rodaría por primera vez en Panavisión, tuvo que volver a rodarlos aunque consiguió que las chicas que aparecían nadando estuvieran desnudas, porque él ensombrecería la silueta en laboratorio para que no se viese su desnudez.

Esta fue la primera película en la que el agente que aparecía caminando y disparaba al cañón de la pistola en el inicio de la película era Sean Connery. Aquí el personaje de Bond se volvía más irónico que en “Goldfinger” y adoptaba una actitud prepotente y machista en sus comentarios como: “Ya verás cuando llegues a mis dientes” o “lo de acostarme contigo lo he hecho por la Reina y mi país, no creerás que lo hice por placer, ¿verdad?” y otros por el estilo no serían políticamente correctos hoy en día.007 Thunderball-515Richard Maibaum en la escena del baile con Fiona mientras una pistola le apunta desde detrás de una cortina y la música suena potente rinde homenaje a “El hombre que sabía demasiado” (The man who knew too much, 1956) de Alfred Hitchcock, y en la respuesta que le da a Fiona cuando ella le reprocha que la está evitando, el contesta: “Por difícil que le parezca, me estoy acostumbrando a su cara” (I’ve grown accustomed to her face) como el famoso título del tema de “My fair lady” (My fair lady, 1964) de George Cukor.

El personaje de Fiona Volpe que interpretó la italiana Lucianna Paluzzi, no estaba en la novela ni en el guión original y fue creado por el guionista Richard Maibaum para seguir con el esquema de las anteriores películas que tan bien funcionó de poner un ayudante al villano de turno, así estuvo Dr. No/Profesor Dent (Dr.No), Rosa Klebb/Grant (Desde Rusia con amor), Goldfinger/Oddjob (Goldfinger) y aqui Fiona era el brazo ejecutor de Emilio Largo, interpretado por Adolfo Celi, que nuevamente era un miembro de la organización terrorista Spectre.

Lucianna Paluzzi, Martine Beswick, Sean Connery, Claudine Auger y Molly Peters

Lucianna Paluzzi, Martine Beswick, Sean Connery, Claudine Auger y Molly Peters

Para el papel de la protagonista Dominó se consideraron varias actrices como Faye Dunaway y Raquel Welch o Julie Christie, aunque esta última fue descartada porque tenía que aparecer mucho tiempo en bañador y buscaban a alguien que luciera más pecho, eligiendo al final a la francesa Claudine Auger que a pesar de ser la protagonista de la película, no tenía un papel tan destacado como las anteriores heroinas de la serie y casi se limita a lucir como una más de las chicas que aparecen en la película, donde repetía Martine Beswick, una de las gitanas de “Desde Rusia con amor).

De nuevo Ken Adam se luce en sus escenografías y exteriores desde el castillo francés del principio del que huye 007 volando, a la imponente sala de reuniones de Spectre o la no menos impresionante del MI5, por no hablar de la residencia de Palmyra con su piscina redonda para tiburones y la rectangular para las personas, la suite de la habitación en Nassau o el veloz yate Disco Volante, todo un lujo que se pudieron permitir al contar con un presupuesto mucho mayor.

007 thunder31Se nota un especial cuidado en las transiciones entre escenas, si bien se descuidaron algunos fallos de continuidad como que Bond salga de bucear andando todavía dentro del mar sin haber llegado a la orilla vestido con una camisa seca o que en una escena lleve el reloj en una mano y en la siguiente en la contraria, etc. pero Peter Hunt de nuevo dota la película con un montaje trepidante que no da tiempo a fijarte en esos detalles, hasta el segundo o tercer visionado de la película, metido como estás en la historia que no da tregua a más análisis.

De nuevo volvió a utilizarse el recurso de presentar a un amenazante desconocido que sigue a Bond hasta que descubrimos que se trata de Félix Leiter, agente de la CIA, colaborador de 007, que en cada película interpreta un actor diferente Jack Lord (Dr. No), Cec Linder (Goldfinger) y Rick Van Nutter en esta película, contribuyendo a despistar al público, mientras que siempre se espera con ilusión la aparición de Desmond Llewelyn en su papel de un “Q” serio y disciplinado que se desespera ante un 007 juguetón, curioso e indisciplinado que bromea con cada nuevo artilugio que le entrega el armero.007 Thunderball-467Por primera vez una película de 007 superaba las dos horas de duración y en España, además de los cortes impuestos por la censura como cuando 007 y Dominó buceando se esconden tras unas rocas y salía un torrente de burbujas indicando que se han quitado los respiradores para besarse o aligerando la escena con Fiona en la cama con barrotes, los distribuidores para que no excediera de las dos horas suprimieron una escena de Fiona y Largo disparando al plato en Palmyra. Las ediciones en DVD y Blu Ray años más tarde ya ofrecieron la película completa.

Con el tema de la música John Barry seguía ahondando en el estilo emprendido con sus potentes metales y orquestaciones agresivas combinadas con percusión y cuerdas para los momentos inquietantes o románticos de la película. De nuevo utiliza el tema “007” que compuso para “Desde Rusia con amor” que luce especialmente en las escenas de acción. Las secuencias submarinas ocupan gran parte de la película y la música juega un papel fundamental, incluida la gran batalla final que en pantalla dura 9 minutos y tardó en filmarse seis días utilizando a 60 submarinistas.

007 thunderball 3Los productores vuelven a complicarle el tema a John Barry con el tema de la canción ya que querían que la escribiese Burt Bacharach, que triunfaba con sus canciones interpretadas por Dionne Warwick y Barry tras descubrir que en Italia habían apodado al agente “Mr. Kiss Kiss Bang Bang”, le gustó la idea y compuso un tema con dicho título al que puso letra Leslie Bricusse y grabaron Dionne Warwick para contentar a los productores y Shirley Bassey, pero los productores lo rechazaron porque querían que la canción se titulase como la película, así que Barry dejó el tema en versión instrumental en la película y las versiones cantadas ni se publicaron.

Tras dicho contratiempo Barry debía componer a toda velocidad un nuevo tema que titula “Thunderball” al que puso letra Don Black y llamaron a Tom Jones para que lo grabase diciéndole que no intentara entender lo que decía la letra ya que con ese título (Bola de trueno) poco se podía hacer. Tom Jones se entregó tan a fondo en la ejecución que se cuenta que perdió el conocimiento, él mismo recordaba: “Cerré los ojos y sostuve la nota tanto tiempo como pude y cuando abrí los ojos la habitación daba vueltas. “007-Mission-Files-Thunderball-1Johnny Cash compuso y grabó un tema llamado “Thunderball” aunque no se sabe si fue cosa suya, se lo pidieron y no llegó a tiempo, lo cierto es que afortunadamente no se utilizó y ganamos con la composición de Barry. En los videos y audios del final de este post podéis escucharlo y comparar.

MÚSICA: John Barry
DURACIÓN: 130 minutos

James+Bond+Thunderball+-+Original+Soundtr+459922 61BhCPd0CvL._SY300_
En su día se publicó el CD con la banda sonora de la película, pero años más tarde se remasterizaron las cintas originales y se editó una edición expandida que estuvo a punto de ser un disco doble, pero finalmente decidieron desechar algunos cortes además de las dos versiones de la canción grabada por Warwick y Bassey, que de momento sólo aparecieron en un disco homenaje del 30 aniversario de la película. Quizá en algún momento se atrevan a sacar toda la música grabada por Barry para la película.

índice 2 índice
También existe el DVD y Blu Ray de la película en varias ediciones y con diferentes portadas

Para terminar algunos videos y audios cuanto menos curiosos. Comenzamos por los títulos de crédito y la canción de Tom Jones


el rechazado tema compuesto y cantado por Johnny Cash con los créditos de la película

la canción “Mr. Kiss Kiss Bang Bang cantada por Dionne Warwick

la misma canción cantada por Shirley Bassey

también la cantó Ann Margret
https://www.youtube.com/watch?v=TtgpcoZf5ts&list=PLbGO0wtZEx9dg0_jXlhPUcmxTlv6p-b-i
incluso tuvo una versión en español por Gema

“Thunderball” tuvo su versión en italiano como “Il mio amico James Bond” con Adriano Celentano

también tuvo su versión arreglada por David Arnold cantada por Martin Fry

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola