CURSOS INTENSIVOS DE MUSICALES

Ha vuelto a Madrid para impartir el décimo curso intensivo de tres días sobre STEPHEN SONDHEIM por las mañanas y por las tardes otro curso de REPERTORIO DE MUSICALES, Mariano Detry, argentino, establecido en Londres, que ha trabajado como Director Asociado y Director Residente en las producciones de “Los Miserables” de Argentina, Brasil, Méjico y Londres durante once años, además de otras producciones como “Love never dies” y que lleva bastante tiempo dedicado a la formación actoral en varias academias de Londres como la Mountview, Urdang o London School of Musical Theatre.

Acompañado al piano de César Belda, Director Musical con larga trayectoria en España en musicales como “Jekyll y Hyde”, “Annie”, “Spamalot” o Evil Dead”, juntos han colaborado en los cursos, corrigiendo o sugiriendo cambios o matices a los cantantes que se presentaron, a los que pude acudir de oyente y doy fé de la transformación producida en la canción, cuando la cantaron la primera vez los actores/cantantes en el curso y como consigieron hacerlas crecer, incluso a veces darles la vuelta con las indicaciones y explicaciones de Belda y Detry.Fue todo un lujo escuchar canciones como “Being alive”, “The last midnight”, “Could I leave you”, “The worst pies in London”, “Everybody loves Louis”, “Send in the clowns”, “Not a day goes by”, “In praise of woman”, “Marry me a little”, “Stay with me”, “I dreamed a dream”, “Empty chairs at empty tables”, “One song glory”, “And I’m telling you”, “Maybe I like it this way” o “Your daddy’s son”, entre otras.

Las canciones superconocidas cobraban nuevo sentido tras las indicaciones de Detry, que conseguía que el actor o actriz entrase en la historia, analizando la forma de componer de Sondheim, que cuando alarga una nota hasta dejar sin aliento al intérprete, es hecho a propósito para que conecte con la emoción, porque en Sondheim nada es casual y todo está perfectamente estudiado. En un par de ocasiones se leyeron las indicaciones del autor al componer un tema, tal como ha dejado escrito en sus dos volúmenes “Finishing the hat” y “Look, I made a hat”, donde analiza canción a canción todas las compuestas entre 1954 y 2011.
Miriam atendiendo indicaciones de MarianoLa mayoría de los temas se interpretaron en inglés, aunque hubo otros interpretados en español, que ponían en evidencia lo desafortunado de algunas adaptaciones, que no tienen en cuenta que el peso de una palabra en inglés va unido a una música, que al traducirla al español pierde el sentido, al unir una música potente con una palabra vacía, en cuyo caso había que jugar con las sílabas y el texto para no perder la intensidad del momento.

Otra de mis sorpresas fue escuchar voces que me pusieron los pelos de punta, como una joven de tan solo veinticuatro años, dejándonos sin respiración con su desgarradora versión del “And I’m telling you” de “Dreamgirls”, o la actriz que terminaba llorando su versión de “Que entren los clowns” emocionándonos a todos, por no citar la joven de formación clásica que hizo que adquiriese otro sentido para mi el “Everybody loves Louis”. Resumiendo, puede que en España no tengamos la tradición en musicales de otros países, pero sí tenemos gente perfectamente válida y llena de genio, que si hay justicia deberemos ver pronto en los escenarios.
Gonzalo cantando Being aliveEstos cursos se programan varias veces a lo largo del año, ya que el anterior tuvo lugar en Marzo de 2014 y este en Junio. Están limitados a ocho actores/cantantes y cinco oyentes. Si alguien está interesad@ en el tema, puede escribir pidiendo información al siguiente correo electrónico cursosintensivosdemusicales@gmail.com

Os dejo un video de los primeros cursos de Sondheim que dio Mariano Detry en España

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola