HOY NO ME PUEDO LEVANTAR 2005

Primer musical español de los llamados juke-box porque agrupan un buen número de canciones de éxito como excusa, para crear una mínima trama, que les permita poner en escena su espectáculo como un musical, en vez de como un concierto.

El grupo Mecano compuesto por los hermanos Nacho y José María Cano con la vocalista Ana Torroja, arrasaron en el mercado hispano en los años ochenta, llegando incluso a  Francia o Italia donde obtuvieron algún número uno en las listas de éxito. Desde su separación en 1992 se especuló con su vuelta a los escenarios y en  1998 reaparecieron con un disco recopilatorio que incluía siete nuevos temas, bajo el nombre de “Ana, Jose y Nacho”, pero en unas declaraciones José María confesó que abandonaba Mecano, cerrando el capítulo del gupo pop español de mayor éxito dentro y fuera de nuestras fronteras. Los intereses de cada uno de ellos apuntaban en direcciones distintas.

Los fans de Mecano llevaban mucho tiempo soñando con poder ver a su grupo en concierto y Nacho Cano tuvo la idea de montar un musical que agrupase las canciones de mayor éxito del grupo. El proyecto parece que fue cosa suya y ni José María ni Ana fueron consultados, corriendo rumores de todo tipo, desde que Ana se molestó porque el cartel promocional del musical, utilizase su silueta sin pedirle permiso, o de que la forma de colocar el título hacía leer  inconscientemente de izquierda a derecha “MECANO”, aunque la sílaba “ca” no estuviese.

En fín, las más variadas historias como que el musical se llamaba “Hoy no me puedo levantar” porque era la única canción del grupo firmada por los dos hermanos, aunque curiosamente en el CD del musical se le atribuye solo a Nacho. Todo el miedo de que la historia no llegase a buen puerto, conocido el mal rollo entre los hermanos, sufrido a lo largo de los años y los celos personales de cada uno hacia el otro, afortunadamente con el éxito del musical, hizo que la cosa no fuese a mayores y todos se aprovecharan de la situación. Se publicó un nuevo libro sobre el grupo, que prometía contar toda la verdad sobre su historia, llamado “Mecano siglo XXI”, que además incluía la guinda de tener una canción inédita del grupo y se reeditaron todos sus discos otra vez, e incluso Ana Torroja grabó nuevas versiones de los temas de siempre.

El musical se estrenó el 7 de Abril de 2005 en el Teatro Rialto de Madrid, que pasó a llamarse Teatro Movistar y desde el principio fue un completo éxito de público. Los llenazos eran abrumadores contando anécdotas como que se había presentado gente popular, no recuerdo si hablaron de la hija de José María Aznar y como estaba todo vendido, le pusieron dos sillas en el pasillo para que pudiese ver la obra.

El libreto fue encargado a David Serrano, que ya había escrito con éxito el guión de las películas musicales “El otro lado de la cama” y “Los dos lados de la cama” y contrariamente a lo que la gente esperaba, no contaba la historia del grupo Mecano, sino que situaba la acción a principio de los años ochenta, cuando Mario y Colate, dos amigos dejaban el pueblo para ir a la ciudad, esperando triunfar con el grupo musical que iban a formar. La fortuna no les sonreía con la rapidez que esperaban y debían buscar cualquier trabajo, de lo que fuera, así Mario entraba a trabajar de camarero en el club “El 33” donde conocía a una bailarina llamada María de la que se enamoraba, aunque ella al principio se le resistiese.

Los amigos probaban suerte con diferentes concursos y grupos y mientras Mario cada vez era más popular llegando a abandonar el grupo para empezar una carrera como solista, apartándose más y más de su gente, incluso de María, Colate se hundía en el mundo de la droga y terminaba suicidándose. Finalmente en el entierro de Colate volvían a encontrarse todos y Mario se daba cuenta de lo egoístamente que había actuado y retomaba su relación con el grupo y con María.

Hablo a grandes rasgos del musical ya que lo vi en el momento de su estreno y si con el paso del tiempo tengo que reconocerle una factura impecable en cuanto a puesta en escena, medios, sonido y entrega de los intérpretes, el guión tenía demasiadas concesiones, para meter a martillazos temas imposibles en la historia que se narraba.

Aun me chirrían los dientes cuando recuerdo como metieron el tema de “Mujer contra mujer” en el que las novias de los protagonistas llegaban a casa tras una tarde de compras, solas sin sus novios y cabreadas con ellos se planteaban hacerse lesbianas, cantaban la canción y al final decían algo así como que mejor no. Infumable.

Los temas de “Dali” y “Laika” los cantaban en el tejado de su casa fumándose un porrito y fantaseando sobre que una nube a uno le recordaba la perrita Laika y al otro le recordaba a un dibujo de Dalí. Mario subía a Maria al coche para cantarle una canción que terminaba de escribirle y en el segundo verso María estaba cantando la letra con él… ¿cómo podía sabersela María si la terminaba de inventar Mario….?

Cosas de este estilo, sumado a un montón de chistes fáciles que la gente reía con ganas cuando un actor se meaba encima , viéndose el líquido manchar el pantalón y correr por el escenario, tirarse un sonoro pedo en la cara de otro, o meterse la mano en la entrepierna y oler el sudor inguinal, etc. etc. me hizo renegar del musical como tal. Siempre lo recomendé para fans de Mecano, advirtiéndoles que lo tomasen como un concierto escenificado, pero que no lo calificasen de musical ya que me parecía un insulto llamarlo así.

Otro de los problemas era la excesiva duración del musical. Parece ser que Nacho Cano iba todos los días al teatro y cuando algún actor o actriz improvisaba cualquier chiste y a Nacho o al público le gustaba, el chiste se incorporaba automáticamente al guión, alargándose más y más el espectáculo que llegó a durar cerca de cuatro horas y media, dándose el caso de que el público de la función de noche debía esperar en la calle a que dejasen libre el teatro los de la función de tarde para poder entrar.

El éxito fue tan espectacular que incluso se hizo una versión para niños llamada “En tu fiesta me colé“.

De repente algo ocurrió que nunca terminó de quedar claro. La productora Drive, prohibió a Nacho el paso al teatro, al autor del musical e impulsor del espectáculo. Se contrató a Mikel Fernández, actor creador del personaje de Mario, que en aquel momento estaba haciendo “Jesucristo Superstar” en el teatro de enfrente, para que dirigiese “Hoy no me pueda levantar”. Mikel dejó la obra de Lloyd Webber y se hizo cargo del musical de Mecano, aparentemente cortando a diestro y siniestro y retocando el argumento, según dicen con una mayor lógica en la inserción de las canciones en la historia y con un acabado más digerible.

El musical se exportó a Sudamerica y estuvo de gira por España dando su última función el 10 de Julio de 2011, convirtiéndose en el musical de creación española con mayor permanencia en cartel y en gira.

En Septiembre de 2013 se estrenó una nueva versión en Madrid (ver crónica de la misma)

GUIÓN: David Serrano
MÚSICA Y LETRAS: Nacho y José María Cano

 

Existe grabación de audio en directo en CD doble, aparentemente en dos versiones: una que se vendía en las tiendas y otra diferente que se vendía sólo en el teatro. La diferencia entre las dos versiones parece que consistía en que la del teatro llevaba un tema extra de recopilatorio de canciones. En cuanto a la reclamada y tan deseada edición en DVD del musical no hay ninguna noticia al respecto, porque otra vez habría que contar con la bendición de los autores, aunque para la función de despedida anunciaron que pondrían a la venta un DVD que recogería la historia del espectáculo y según dijeron sólo se podrá adquirir en el teatro por los espectadores de la última función.

También ha sacado un libro del musical con el título de “Aforo completo”, que se puede adquirir por 30 euros en el siguiente enlace

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *