LOS MIÉRCOLES NO EXISTEN

Tres actrices, tres actores y un guitarrista con una mínima escenografía es todo lo que ha necesitado Peris Rumano para escribir este texto que estrenó en el Teatro “El sol de York” de Madrid en Marzo de 2013, para luego trasladarse al Teatro Lara de Madrid, donde se representa un sólo día a la semana, que no es el miércoles, como el título parecería sugerir, sino los jueves.

Estamos ante una comedia que sabe tratar con unos diálogos ingeniosos un cúmulo de situaciones en las que sen ven envueltos nuestros protagonistas, permitiéndose jugar con el tiempo, con saltos adelante y atrás en la historia para mostrarnos la complicidad de las relaciones de pareja, navegando con una habilidad tremenda del romanticismo a la comedia, el drama, incluso el musical.

miercolesc2a9antoniocastro_2013_004Salpicado de canciones superconocidas que son utilizadas para las transiciones entre escenas y en las que se invita al público a corearlas, tenemos versiones acústicas de “Por qué te vas”, “La bambola”, “Perfect” o “I’ve had the time of my life”, entre muchas otras interpretadas a la guitarra por Alberto Matasanz o Ester Rodríguez, según la función, ya que hay dos repartos que se van alternando.

La sencilla escenografía permite compartir escenario con otra obra en el mismo teatro, sin tener que hacer grandes cambios, lo cual en estos tiempos de crisis, ayuda a rentabilizar el espacio y así se puede utilizar el mismo teatro para hacer dos o más obras en la misma sala en el mismo día, eso sí a diferentes horas.

Miercoles--644x362De los dos repartos que representan la obra y aunque ese es un fallo a mi entender, no te entregan programa en la sala, ni se informa al comienzo de la obra de quienes son los actores que van a estar en la función que va a comenzar, o al final en los aplausos se nos da el nombre de ellos.

El teatro lleno hasta la bandera parece garantizar que la función estará tiempo. Aunque hay que contar que sólo se puede ver un día a la semana, lo cual puede ser bueno y malo a la vez, pero les deseo toda la suerte, porque obras como esta con un tema como es el de la relación de pareja, tan visto y revisitado suena fresco y conecta con la audiencia, que en tiempos como los que estamos, es lo que necesita el teatro para crear afición y enamorar al público con la cercanía y autenticidad que sólo da el irrepetible directo.

AUTOR: Peris Rumano

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola